Inicio Artículos El aislamiento social, la condena invisible de las mujeres víctimas de violencia machista

El aislamiento social, la condena invisible de las mujeres víctimas de violencia machista

11 minuto leer
0
0
361
  • El 89,9% reconoce que su agresor insistía en saber dónde estaba en cada momento

  • Un 67,1% de los hijos menores de mujeres maltratadas ha sufrido algún episodio de violencia

El 80,5% de las mujeres atendidas por el servicio ATENPRO (Servicio Telefónico de Atención y Protección para víctimas de violencia de género) gestionado por Cruz Roja afirma que su ex pareja no le permitía relacionarse con su familia y el 80% reconoce que le controlaban el móvil y las redes sociales. Un 89,9% manifestó que el agresor insistía en saber dónde estaba en cada momento y el 88,3% señaló que él se enfadaba si la víctima hablaba con otras personas.

Los porcentajes ponen de manifiesto que el aislamiento social es una constante en la mayoría de víctimas de violencia de género atendidas por ATENPRO, un servicio del Ministerio de Sanidad que consiste en la entrega de un dispositivo móvil que permite a las víctimas entrar en contacto en cualquier momento con un centro atendido por personal especializado. Cruz Roja ha entrevistado a una muestra aleatoria de 1.098 usuarias de este servicio para conocer todas las dimensiones personales que se ven afectadas por este tipo de violencia.

Las conclusiones las recogen en un documento presentado este martes – ‘Boletín sobre vulnerabilidad social’- que muestra cómo el 47,7% de las mujeres víctimas de violencia de género que recurren a ATENPRO no podía trabajar o estudiar porque el maltratador se lo prohibía.

En la investigación, realizada por la Universidad Carlos III, el 76% de las participantes eran españolas y el 68% tenía una edad comprendida entre los 33 y los 53 años. El 66,2% de las usuarias se concentran en cuatro Comunidades Autónomas: Andalucía (20,2%), Comunidad Valenciana (18,7%), Cataluña (15,4%) y Madrid (11,9%). Más del 75% de las mujeres atendidas tiene hijos.

Siete de cada 10 víctimas confesaron que su agresor la impedía tomar cualquier decisión relacionada con la economía familiar o realizar compras y también reconocieron que su ex pareja se apropiaba de su dinero.

Angustia y ganas de llorar

Hasta un 96,7% de las mujeres atendidas admitió haber sufrido actuaciones destinadas a minar su autoestima, intimidaciones, amenazas, menosprecios y humillaciones en público y en privado, hasta el punto de que se sintieron ignoradas como seres humanos. El 78,6% indica sentir ansiedad o angustia, el 73,1% padece insomnio, el 70,1% siente con frecuencia ganas de llorar.

Además del aislamiento social, estas víctimas tienen un riesgo de pobreza o exclusión social del 84%, frente al 28,6% de la población general. De hecho, el 78,4% de los hogares de las mujeres atendidas están bajo el umbral de la pobreza (el 67,7% se encuentran en pobreza muy alta y el 52,8%, en pobreza extrema).

Por todo lo sufrido, el 69,7% de las mujeres víctimas de violencia machista experimenta sentimientos de escasa valía personal. El 59,7% consume fármacos y un 44,9% está en tratamiento psicológico o psiquiátrico .

En cuanto a la violencia física y sexual, el 88,7% de las víctimas contó haber sufrido empujones, el 82,1% indicó que el maltratador la había abofeteado o le había arrojado algo que pudiese hacerle daño, el 70,9% recibió golpes, el 61,5% fue víctima de relaciones sexuales forzadas y el 56,4% padeció amenazas con armas o mención de utilizarlas.

Actitudes que derivan en que el 76,6% de las mujeres haya sufrido lesiones físicas. El 70,9% refiere cortes, rasguños y cardenales. El 12,1%, lesiones en ojos y oídos, y el 9,8%, esguinces.

Según explican desde Cruz Roja “el agresor recurre a una conducta que repite sistemáticamente. No se trata de golpes, insultos o coacciones aisladas, sino del ejercicio de un control integral sobre la víctima, a través de distintas manifestaciones violentas”.

Por eso, incluso formando parte del servicio de ATENPRO, el 65,8% de las mujeres encuestadas manifiesta que “siempre, constantemente” tiene miedo de su ex pareja.

El sufrimiento de los hijos

El informe de Cruz Roja llama la atención sobre el hecho de que el 67,1% de los hijos menores de edad de estas mujeres ha sufrido algún episodio de violencia y un 23,2% ha tenido un diagnóstico de estrés postraumático.

Un 53,6% de las mujeres manifiesta que sus hijos han visto cómo eran humilladas delante de otras personas. Un 37,3% de las víctimas no recibe pensión por los hijos pese a que cuenta con sentencia judicial al respecto.

Otro dato llamativo es que un 14,2% de las mujeres encuestadas no le ha contado su situación a nadie de su entorno. El 36,8% ha confiado en una amiga. Aunque el consejo que reciben mayoritariamente es dejar la relación, un 10,8% de las confidentes aconsejan dar una nueva oportunidad al maltratador.

Denuncias

El 91,8% de las usuarias de ATENPRO ha denunciado su situación, el 98% ha tramitado la prohibición de aproximación del maltratador y un 87,8% ha tramitado una orden de protección y otras medidas penales, civiles y sociales.

Sin embargo, sólo el 58,5% de las mujeres está conforme por el tratamiento recibido durante el proceso judicial. El 52% de las víctimas cree que, en la actualidad, corre un riesgo “alto” o “muy alto” de ser agredida por su ex pareja y el 35% piensa que ese mismo nivel de riesgo lo están sufriendo sus hijos/as.

Con respecto a la ex pareja, la situación más frecuente es que la víctima no le vea, lo que sucede en un 50,2% de los casos porque él tiene una orden de alejamiento y en otro 32,5% porque no se encuentra con él, aunque no se dé esta circunstancia. Pero Cruz Roja llama la atención sobre un significativo porcentaje del 7% que manifiesta ver al agresor de vez en cuando, fuera del domicilio.

Boletín sobre la vulnerabilidad

ISABEL F. LANTIGUA para EL MUNDO.

Perfil oficial de la Asociación No Más Violencia de Género “José Antonio Burriel”, por la erradicación de la violencia contra las mujeres.

Cargue Artículos Más Relacionados

Mira además

Premios Compromiso de Clece: dedicados a los esfuerzos contra la violencia de género

Una inmensa alegría por los premios COMPROMISO de Clece: este año dedicados al compromiso …